El concepto de BMW Vision iNEXT iniciará su producción en 2021

Septiembre 20, 2018

por: Daniel Estrada

La próxima generación de vehículos de BMW será libre de emisiones y totalmente conectada.

 

BMW cuenta con diez años de experiencia en movilidad eléctrica, tanto a pequeña como a gran escala. Sabemos que los modelos BMW i se han mejorado todo el tiempo, y su tecnología se está utilizando para electrificar gradualmente los modelos de las gamas de BMW y MINI.

 

El futuro de BMW Group se llama iNEXT y su siguiente paso es la integración completa en los vehículos de las áreas de innovación estratégica Autonomía + Conectividad + Eléctrico + Servicios.

 

La versión producida en serie del BMW iNEXT se hará bajo una nueva plataforma específica para vehículos eléctricos e híbridos. Por lo que el BMW Vision iNEXT, proporciona una vista previa tangible de cómo se puede ver el BMW iNEXT. 

 

BMW Visión iNEXT es el futuro del grupo alemán

 

 

Contando con el tamaño y las proporciones de un moderno SAV de BMW, el BMW Vision iNEXT tiene una figura autoritaria. El vehículo transmite al instante su carácter pionero mediante formas y superficies claramente esculpidas. La pintura sorprendente y los detalles sofisticados fortalecen esta impresión aún más. El exterior Liquid Greyrose Copper cambia gradualmente de tono de cobre cálido a rosa oscuro e inyecta al vehículo con un aspecto dinámico incluso cuando no está en movimiento.

 

La gran parrilla de riñón doble entrelazada, la icónica gráfica de la ventana lateral, y las superficies acentuadas azules en las partes frontal, lateral y trasera han adoptado con claridad el estilo de BMW i que ya se observaba en el BMW i Vision Dynamics presentado en 2017. 

 

En el centro de la parte frontal se encuentra una gran parrilla doble de riñón vertical. Al igual que con todos los vehículos impulsados de manera eléctrica, la parrilla está tapada. Al no contar con un motor que enfriar, el elemento de riñón ahora funciona como un “panel de inteligencia” que alberga varios sensores. Los súper delgados faros delanteros son parte de una interpretación moderna de la característica parte frontal de cuatro ojos de BMW.

 

Las cámaras asumen el trabajo de los espejos exteriores, mientras que las gráficas iluminadas sensibles al tacto toman el lugar de las manijas convencionales para abrir las puertas, subrayando el aspecto moderno y encapsulado.

 

Los grandes rines (24 pulgadas), son aerodinámicamente eficientes, y su diseño tridimensional y escultural representa un hito tanto elegante como funcional. 

 

Espacio y mucha tecnología en su interior

 

 

En el BMW Vision iNEXT las  proporciones funcionales de tipo “dos cajones” del vehículo y la gran línea del toldo se dirigen hacia el amplio espacio en el interior.

 

Hay dos grandes puertas opuestas sin un pilar B que las separe. Cuando se abren, proporcionan una visión sin obstrucciones del espacio interior, mientras que el marco revela las superficies de fibra de carbono.

 

Al abrir el vehículo, se encienden los acentos azules, resaltando sus llamativas líneas. Las superficies de vidrio tales como las grandes ventanas y los faros se integran a la perfección al diseño y tienen el aspecto de inserciones.

 

Dos asientos individuales en la parte frontal más un asiento de una pieza en la parte trasera significa que hay espacio para hasta cuatro personas. 

 

Quienes lo conduzcan podrán elegir entre ya sea conducir ellos mismos (en modo “Boost”) o ser conducidos (modo “Ease”). 

 

 

El modo “Boost” utiliza el sistema de conducción eléctrica para proporcionar una experiencia de conducción dinámica y prácticamente silenciosa con cero emisiones. En el modo “Ease”, el vehículo ofrece al conductor y a los pasajeros un espacio en el cual pueden realizar una amplia gama de actividades. 

 

Usando el modo “Boost”, el volante y las pantallas están posicionados claramente hacia el conductor. Cuando se activa el modo “Ease”, cambia el ambiente inmediato del conductor: el volante se retrae ligeramente, creando un sentido de espacio más abierto. 

 

Los paneles de la pantalla cambian el contenido relacionado con la conducción al “Modo Exploración”, el cual proporciona al conductor y a los pasajeros sugerencias de lugares y eventos en el área circundante que puedan ser de su interés. 

 

Con el fin de conservar el carácter hogareño del compartimento trasero y, por consiguiente, mantener a las personas a bordo en el centro del escenario, la tecnología inteligente se integra fuera de la vista. Sólo cuando el conductor o los pasajeros lo requieren, la tecnología se vuelve visible y operable. Por ejemplo, en el futuro puede ser posible operar varias funciones a través de superficies hechas de madera o tela. Las pantallas ya no serán esenciales, ya que la proyección inteligente puede convertir cualquier superficie en una pantalla interactiva. 

 

 

Nos interesa tu opinión:

  • ¿Qué te gusta del futuro de BMW?
  • ¿Comprarás un vehículo conectado y autónomo?

Comenta: