parentesis.com/

Conoce el gadget “milagroso” que convierte el agua en vino


Convertir el agua en vino era considerado un milagro exclusivo de Jesús, pero gracias a los avances de la tecnología ahora será un proceso que puedes realizar todos los días en tu casa.

por: Carla L. G. Hurtado Carla L. G. Hurtado

portada de nota
Empeña tu auto sin tener que dejarlo

Convertir el agua en vino suena a milagro bíblico, pero ahora, gracias a los avances tecnológicos, esta transmutación será un evento que podrás repetir todos los días, y con el cual te ahorrarás mucho dinero. 

 

"Jesús convirtió el agua en vino, pero con toda la tecnología que tenemos disponible hoy en día, por qué no hacer lo mismo?” Esa fue la pregunta que Kevin Boyer, un reconocido sommelier, y Philip James, CEO y fundador del club de vinos Lot18, se preguntaron cuando idearon su gadget "MIracle Machine".

Esta máquina, que se encuentra actualmente en fase de financiación, está diseñada para ser un aparato de cocina que realmente convierte el agua en vino, sin nada más que tecnología (y algunos concentrados esenciales de uva, claro está).

 

Hay que recordar que la tecnología no hace milagros, sino procesos, por lo que se necesitan tres días y una aplicación para el iPhone (que funciona con Bluetooth) para hacer tu propio vino en casa. Todo esto por una fracción del precio que cuesta el vino en las tiendas. Por supuesto, primero tienes que comprar el aparato, que hasta ahora se calcula en un precio de $499 dólares (aproximadamente $6,400 pesos).

 

¿Cómo funciona?

Durante el tiempo de elaboración, el vino se concentra y mezcla con diferentes saborizantes, los que le dan al agua un ‘sabor’ muy parecido al vino. Sus creadores afirman que esta ’maquina milagrosa’ produce un vino con la calidad del que podemos encontrar en las botellas de $300 pesos.

 

Para crear tu vino, tienes que seguir los siguientes pasos: 

 

1.- Elije una receta desde la aplicación. 

2.- Compra la levadura, el concentrado de uva y los ingredientes en polvo desde la página web.

3.- Agrega el agua, la levadura y los concentrados de uva; en seguida, enciende la máquina. 

4.- Deja que la cámara de fermentación haga su trabajo. En tu teléfono recibirás el estado del proceso en que se encuentra el vino. 

5.- Agrega la bolsita de ‘saborizantes’ en polvo para darle un sabor de roble u otros sabores que dejarán el vino a tu gusto, como si hubiera envejeciendo durante varios meses a hasta un año. 

6.- Espera la notificación en tu smartphone en unos tres días y estará listo para beber.

 

Sin duda habrá muchos que estarán en contra de ignorar las tradiciones enológicas y convertir una de las más preciadas ciencias y técnicas en un proceso rápido y simplista, muy al estilo del siglo 21. De cualquier forma, para bien o para mal, esta maquina va a cambiar para siempre la imagen que se tiene del vino. Si quieres ayudar a que ese milagro suceda, puedes visitar la página designada en Kickstarter para ayudar a que lleguen a su meta

 

Comenta:

separador de nota