parentesis.com/

RESEÑA: ‘NUC 12 Pro’ - Trabajando con un monstruo de bolsillo


Del tamaño de un sándwich

por: Uriel Barco Uriel Barco

portada de nota
Empeña tu auto sin tener que dejarlo

El hecho de hacer tecnología cada vez más pequeña no es para nada nuevo. Lo vimos con los teléfonos celulares aún antes de la llegada de los smartphones. Todavía recuerdo que había dispositivos tan pequeños como el famoso lipstick de Nokia (el 7280). Y sí… si también te acuerdas, ya tendrás algunos años encima. 

Con las computadoras el escenario fue bastante similar, aunque siento que tardó un poco más. Intel, por ejemplo, lanzó la famosa Intel Compute Stick que contaba con un procesador Intel Atom, y aunque sólo lo había visto en videos, sé que seguramente fue desarrollado para suplir la necesidad de portabilidad de las personas que requerían de algo sencillo para realizar tareas como revisar el correo, trabajar archivos en línea, ver videos en YouTube… ya sabes. 

 

 

Resolvió la problemática de las personas que querían de una computadora pero no tenían suficiente presupuesto para una laptop, y ahora con las nuevas Intel NUC, buscan ahora resolver la disyuntiva de alguien que quiere una computadora con poder y que muy probablemente no obtendrá con una laptop, y tampoco quiere tener una gran computadora de escritorio.

 

Mi historia con las computadoras portátiles 

 

A pesar de que conocía este tipo de computadoras, lo que yo entendía por computadora portátil era una laptop, y quizá como una “minicomputadora”, las placas de Raspberry Pi que se usan para correr cierto tipo de software, pero que normalmente no son para consumo de personas comunes, no son Plug & Play, sino que más bien, tienen propósitos súper específicos. La Intel NUC es mi primera experiencia a full con uno de estos dispositivos. Anteriormente utilicé una Mac Mini para trabajar algunas ediciones sencillas y como un gestor de textos, pero no más. Finalmente, tuve la oportunidad de hacer tareas desde lo más básico hasta experimentar con cosas que no imaginé con un dispositivo tan pequeño. 

Investigando más a profundidad, realicé que estos equipos están más enfocados a la productividad, así que comencé en ese aspecto. No me considero un experto en la edición de video, pero instalé toda la paquetería de software de edición de video, audio y fotografía que suelo emplear. A pesar de que puedo utilizar mi celular para grabar la mayoría de mi contenido -y editarlo-, de vez en cuando me gusta curarlo con software de edición más complejo, y también darle una pasada al audio para limpiarlo y que se sienta lo más profesional posible, y no me dio absolutamente ningún problema. 

Antes de continuar con esto, les dejo la configuración de esta computadora:

32 GB de Memoria RAM (Kingston FURY Impact, dos módulos de 16 GB cada uno)

Un SSD de 1TB NVMe M.2 (PCIe Kingston FURY Renegade)

La NUC 12 Pro cuenta con un procesador Intel Core 7 de decimosegunda generación (1260p), y éste se lanzó en el último cuatrimestre del 2022, o sea que podemos decir que nos encontramos con un procesador muy reciente. Pero no me considero una persona experta en specs, así que vayamos al grano: la experiencia de uso. 

 

Más pequeña que una laptop pero… ¿Más poderosa? 

 

Tengo una laptop que uso para trabajar, editar videos e imágenes y por supuesto, jugar cosas ligeras de vez en cuando. Para esta reseña, decidí trasladar mis labores diarias a la Nuc para ver qué tan productivo podía ser (porque bueno, ese es el foco) y me sorprendió lo rápida que es. Por supuesto, casi toda computadora que tenga un SSD va a ser muy veloz, sin embargo, puedo decir que este mini equipo es ideal para las personas que quieran sacarle el máximo a cada minuto de su día. Entre el encendido y abrir el navegador de internet puedo decir que son menos de 15 segundos, y eso ya sería un poco “tardado”. 

Sin mentir, creo que podrías aplicar la de que enciendes la computadora a las 8:59 AM y entrar a una llamada en Zoom o cualquier otra plataforma a las 9:00 AM sin ningún problema. Es un dispositivo muy rápido que entre más uso le daba, más me daba cuenta que está pensado para aquellos que quieren tener el poder de una workstation sin tener toda la torre en el escritorio, porque esa es otra ventaja: el tamaño. 

 

 

A diferencia de una laptop, la NUC 12 Pro medirá más o menos lo que mide un sándwich. A lo mejor y un poco más grande y grueso, pero son medidas reales. Sé que pude haber usado una regla, pero es para que te des una idea de que prácticamente puedes llevársela en el bolsillo sin ningún problema. Me sorprendió lo mucho y rápido que puede trabajar programas para gestionar textos, videoconferencias y la transmisión de pantalla en aplicaciones como Microsoft Teams, donde normalmente debo proyectar, editar y atender la llamada al mismo tiempo, mientras tengo otras ventanas y aplicaciones abiertas al mismo tiempo. 

Claro está que no quería dejar de lado lo que hago en mi tiempo libre, y gracias a los gráficos Intel Iris Xe, pude jugar diferentes títulos como Hades, Doom, Valorant, Overwatch, Fortnite e incluso decidí meterle más estrés con la versión de PC de God of War, y aunque no fue una experiencia que pudiera jugar en gráficos altos ¡Era jugable! Eso es mucho más de lo que puede hacer mi laptop. 

 

 

Por supuesto, sé que este equipo no está enfocado para videojuegos, pero aún así, los gráficos integrados te asegurará que tendrás la capacidad de jugar varios títulos en tu PC con una buena experiencia de juego (aunque claro, no tan exigentes, recuerda que son gráficos integrados y que el gaming no es su propósito primario). 

 

Mucho de mí pero ¿Cómo usaría una NUC 12 Pro un experto? 

 

Que el tamaño no te engañe. Tienes puertos de sobra para divertirte. Si tienes dos monitores, puedes conectarlos a través de los puertos HDMI con los que cuenta (2), pero si tienes monitores compatibles con la entrada Thunderbolt 4, puedes conectar otros dos monitores más sin ningún problema. O mejor aún, conecta tres monitores y con uno de los puertos Thunderbolt 4, una tarjeta gráfica externa. 

Todo esto viene incluido en la parte trasera, además de dos puertos USB (uno 3.0 y uno 2.0), ideales para poder conectar un teclado y un mouse (aunque bueno, con los puertos Thunderbolt 4, también podrías conectar un multi puertos para conectar más cosas aún) y un puerto LAN de 2.5Gbps, por si quieres conectarte a través de cable (pero tiene Wi-Fi 6E, por si quieres mantener una experiencia inalámbrica). 

 

 

En la parte frontal encontramos otros dos puertos USB 3.0 y un jack de audífonos y… ya, es todo, pero si me lo preguntan, son muchos más puertos de los que tienen algunas computadoras portátiles delgadas como la serie Yoga de Lenovo, por ejemplo. 

 

 

Experimentando un poco, jugué con mi editor de video para exportar un video en 4K y no dio tanto problema como pensaba, así que si a mí como usuario común me deja hacer maravillas, no imagino lo que alguien centrado en la edición podría hacer con la NUC 12 Pro. 

 

Una gran mini computadora que no es para todos

 

Los portátiles llegaron para quedarse, en todos aspectos. Ya lo hicieron en celulares, ya lo están haciendo en dispositivos para streamings (como los Roku, Fire Stick, etc.) y también está ocurriendo con las computadoras, aunque es más probable que escuches primero de una laptop antes de que de una NUC o de otro dispositivo de esta categoría. 

Este equipo puede ser perfecto para una persona que básicamente viva en la oficina, que necesite de una estación de trabajo rápida y confiable, y que probablemente, tenga miedo de que una laptop le quede a deber, sin embargo, el “problema” de esta computadora puede ser que cuenta con diferentes presentaciones y podría llegar a confundir al usuario final, desde una versión que no trae nada (literal, nada, no tiene RAM, ni SSD / HDD y por lo tanto no tendría S.O) y otras versiones que ya tienen un SSD de 512 GB o 1 TB, memoria RAM y Windows 11, pero con un precio más elevado. 

 

 

La mini computadora de Intel funciona perfecto para muchas, muchas cosas, pero quizá no sea tan atractiva para una persona que quiera tener un monitor pegado en el mismo dispositivo. Mi recomendación es que antes de considerar adquirir una computadora de este tipo (o en específico, la NUC 12 Pro) pienses bien en el uso que le darás. Si por ejemplo, tu laptop está en el mismo lugar un 90% del tiempo y conectada de manera permanente, es una buena opción. Su tamaño y su capacidad para montarla detrás de un monitor (con los accesorios incluidos para ello), la convierten en un dispositivo ideal para que sea tu equipo fijo del escritorio. 

Igual, si te da la espinita de armar un dispositivo “desde cero” (o mínimo cambiarle el disco duro y la memoria RAM), es bastante fácil y accesible. Cuatro tornillos fuera y estarás ahí, sintiéndote como un profesional al desarmarla. Es la ventaja de su tamaño, igual, es muy discreta en cuestiones de ventilación y temperatura, el tener su cargador de forma externa le ayuda bastante para que no haya temas de sobrecalentamiento (algo así como lo que hizo Xbox con sus modelos de Xbox que dejaron de incluir el adaptador de corriente dentro del dispositivo).

 

 

Si quieres una computadora portátil que tenga más poder que una laptop y que te quepa en la bolsa del pantalón, la NUC 12 Pro es una gran opción.

Donde Tienda
dondetienda.com

El lugar de la compra inteligente

Comenta:

separador de nota