parentesis.com/

El nuevo Corvette 2020 y su cambio más radical hasta ahora


El nuevo diseño y la nueva posición del motor central le permite ser el Corvette más radical.

por: Redacción Paréntesis

 

Después de meses de espera, la octava generación de Chevrolet Corvette fue presentada. El nuevo deportivo americano de General Motors es el primer Corvette con motor central en la historia de la compañía.

 

Desde que se presentó por primera vez en 1953 no se había hecho un cambio de diseño tan radical. Gracias a que el motor está situado detrás de los asientos, la apariencia del Corvette 2020 se mejora y ahora tenemos un frontal más compacto pero mantiene la comodidad y deportividad que caracteriza al modelo.

 

Su interior es lo que más sorprende, está diseñado especialmente para el conductor. Desde el volante cuadrado, el cluster de gran tamaño y hasta la pantalla de info-entretenimiento están dirigidos para que el conductor no pierda de vista el camino.

 

Corvette Stingray 2020, que es la versión inicial, tiene un motor V8 de 6,2 litros y 495 caballos de fuerza y 470 libras pie de torque. Con este motor actualizado el nuevo deportivo logra acelerar de 0 a 100 km/h en menos de tres segundos.

 

A este motor central se le asocia una transmisión automática de ocho velocidades Tremec. Aunque no hay una versión con transmisión manual, los cambios se podrán hacer desde el volante y de acuerdo con Chevrolet, se ajustan perfectamente a las necesidades de cada conductor.

 

 

Otro cambio importante que llega es la suspensión ajustable Magnetic Ride Control 4.0 y una nueva función de elevación de la nariz que opera en conjunto con el GPS, por lo que pasar por un tope no será problema, automáticamente ajustará la elevación de la parte frontal.

 

Chevrolet Corvette Stingray 2020 se fabricará en la planta GM de Bowling Green, Kentucky y estaría llegando durante el próximo año. Habrá 12 colores de carrocería y seis combinaciones para el interior.

 

Comenta: